Conoce todo sobre las direcciones multifirmas

Las direcciones multifirmas se presentan en la actualidad como la opción más recomendable para manejar los criptoactivos. En esta oportunidad queremos mostrarte por qué es así y cómo puedes hacerte con una.

¿Qué son las direcciones multifirmas?

Las direcciones multifirmas son una clase de dirección, ya sea de Bitcoin o de cualquier otra criptomoneda, que es gestionada o manipulada de modo simultáneo por varios usuarios. En resumen, son una dirección compartida.

Estas direcciones pueden ser configuradas en cada aspecto. De ese modo, es posible seleccionar cuántas firmas habrá en ella, los métodos para autorizar las transacciones, entre otros elementos.

¿Cómo funcionan las direcciones multifirmas?

Para su funcionamiento las direcciones multifirmas se valen de un sistema de firmado criptográfico múltiple.

El firmado más usual es el simple o individual. Este hace que, cuando realices una transacción con tus bitcoins necesites firmarla para que la blockchain la autorice. De lo contrario, jamás se procesará.

El sistema múltiple funciona de una manera idéntica, solo que te pide varias firmas en vez de una sola. En otras palabras, necesita que un cierto número de personas le dé su aprobación al movimiento para que se realice.

Ahora bien, cabe preguntarse cuántas firmas harían falta. Es una interrogante muy curiosa, ya que estas direcciones trabajan con dos grupos definidos: el número de firmas y el número de las que se necesita para llevar a cabo una autorización.

De ese modo puede haber una dirección que tenga 4 llaves incluidas y que requiera solo 2 para poder permitir una transacción.

Según el número de firmas contenidas y de autorización, cambiará el nombre de la dirección. Así tenemos que en el caso anterior es una dirección multifirma 2 de 4.

Ambas cifras deben ser fijadas o acordadas mientras es creada la dirección por los participantes. El proceso es fácil, no implica costo alguno y puede repetirse indefinidamente por las mismas personas.

Pasos para crear una dirección multifirma

Al día de hoy no son pocos los wallets que incluyen su función propia para crear direcciones multifirmas. No obstante, si tienes los conocimientos suficientes en programación, puedes hacer tú mismo el proceso.

Eso te da una libertad bastante amplia en ciertos parámetros. Además hay muchos lenguajes disponibles, incluso el mismo de Bitcoin Core. Si es tu caso, deberás seguir los pasos siguientes:

  • Recolección de las firmas. Antes que nada debes contar con las firmas o direcciones de todos aquellos participantes que incluirás, una por cada uno.
  • Distribución de las claves. Una vez que has reunido todas las firmas, es necesario entregarles las claves públicas a todos los miembros. No puede faltar ninguno, ya que en esa distribución radica la seguridad de las estas direcciones.
  • Indicación del conjunto de claves. En este paso debes indicar cuántas claves serán necesarias para poder realizar movimientos. Posteriormente debes crear la dirección multifirmas.
  • Envío de prueba. Ya para finalizar, es fundamental probar la dirección. Para esto se necesita que alguno de los miembros realice una transacción y se la pase a otro para que la firme con su clave privada.
  • Confirmación del proceso. Si el paso anterior ha permitido el envío de prueba, la creación ha sido correcta. De aquí en más queda confirmada la dirección dentro de la red de la moneda.

Cabe destacar que las claves públicas son las únicas que debes compartir con los otros participantes. Las privadas, que son de sus wallets propios, se mantienen siempre en manos de cada quien.

Asimismo cualquier método de creación que uses, manual o automático, te servirá. Pero no optes por el primero a menos que sepas lo suficiente de programación, puesto que estás tratando con tus criptoactivos y también los de los demás.

Utilidad de este tipo de direcciones

Las direcciones multifirmas han demostrado ser más útiles y ventajosas que las comunes en muchos casos. Y prueba de ello son estas doscaracterísticas:

Seguridad mejorada

Una dirección multifirma trabaja con esquemas de seguridad mucho más infranqueables que los de las corrientes.

Todo se debe a la necesidad de autorización colectiva. Esto hace que si alguien hackea una de las firmas le sea imposible retirar los fondos, pues para ello tendría que autorizarlo otro de los miembros.

De ahí que estas direcciones resulten tan atractivas para exchanges y empresas de todo tipo, que suelen manejar más criptomonedas que el usuario promedio.

Libertad de experimentación

Con las direcciones de multifirmas es posible hallar nuevos métodos u opciones alternativas a los procesos ya conocidos de intercambios.

De esa manera se puede ir probando hasta eliminar los fallos que presentan las herramientas comunes, como por ejemplo los costos de comisiones.

Y dado que no existe ningún precio a pagar por mantener una de estas direcciones, puede hacerse diversas pruebas de ensayo y error sin que ello acarree un gasto en tus fondos.

Redactor didáctico de Blockchain y apasionado por el mundo de las criptomonedas.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
  • bitcoinBitcoin (BTC) $ 11,974.83 2.25%
  • ethereumEthereum (ETH) $ 395.71 0.23%
  • rippleXRP (XRP) $ 0.293428 0.5%
  • bitcoin-cashBitcoin Cash (BCH) $ 306.03 0.07%
  • cardanoCardano (ADA) $ 0.145524 2.12%
  • litecoinLitecoin (LTC) $ 58.03 0.18%
  • eosEOS (EOS) $ 3.06 0.02%
  • stellarStellar (XLM) $ 0.105896 1.7%
  • moneroMonero (XMR) $ 93.77 0.63%
  • tronTRON (TRX) $ 0.020720 1.36%
  • iotaIOTA (MIOTA) $ 0.349858 5.29%
  • neoNEO (NEO) $ 13.31 2.45%
  • dashDash (DASH) $ 96.98 0.66%