Las ganancias ilegales de criptomonedas aumentaron 1,4 mil millones en 2020

Mientras que el crecimiento del mercado de criptomonedas parece ser imparable con una gran cantidad de avances que se han estado realizando en los últimos meses persiste un lado no tan amigable del ecosistema criptográfico, las ganancias ilegales.

Desde que se crearon las criptomonedas estas eran un tipo de activo que tenía riesgo de inversión tal cual como todas las inversiones que se hacen en el mercado global. Existía la posibilidad de ganar dinero, pero también de perderlo. Lo que ha marcado la diferencia con los activos digitales es que también hay un alto porcentaje de probabilidad de realizar actividades fraudulentas con ella.

El fraude de criptomonedas y un cúmulo de actividades ilegales que se pueden realizan han sido una de los mayores problemas para el desarrollo pleno del mercado. No todos los usuarios confían plenamente en las criptomonedas pues sienten que las posibilidades de fraude son tan altas que podrían perder su inversión demasiado fácil.

Contra este problema se ha estado luchando por años y precisamente es lo que están haciendo muchos países. Diferentes naciones al ver que las criptomonedas han ido ganando terreno no ha quedado otra opción que “unirse” al enemigo, la medida que han tomado es regular la criptomonedas para hacerlas más seguras.

La regulación de los criptoactivos es muy necesaria, este es un tipo de inversión riesgosa y una forma de reducir ese riesgo y proteger a las partes es creando leyes le den la seguridad necesaria. Aunque este es un proyecto que se ha desarrollado en algunos lugares del mundo aún las actividades ilegales se mantienen y sus ganancias son muy altas.

Las ganancias de actividades ilegales de criptomonedas en el 2020

El año 2020 ha sido un año por demás particular, todo lo que ha sucedido ha puesto en jaque la economía mundial y ha dado paso a un comportamiento del mercado muy peculiar. Diferentes informes publicados en este 2020 han demostrado que en los primeros 5 meses del año las actividades ilegales con criptomonedas han ido en aumento.

Se han podido registrar diferentes robos, pirateo y fraude de criptomonedas que han dado como resultado pérdida de 1,400 millones de dólares. Las proyecciones de este año no son nada favorables y puede que para finales del 2020 las cifras sean estrepitosas así llegando a posicionarse en el segundo lugar en cuanto a actividades ilegales en los últimos años.

Las cifras de esta años aunque interesantes no son sorpresivas, si se ve en retrospectiva, el año 2018 hubo un total de 1,74 mil millones de dólares que fueron parte de actividades ilegales. En cambio, durante el pasado año 2019 aumentó un 160% las actividades ilegales dando como resultado 4,52 mil millones de dólares en estafas.

Gracias a los estudios realizados se ha demostrado que la mayor parte de estas actividades ilegales se ejecutan a través de transacciones transfronterizas. En total un 74% de las estafas que involucran comercio de divisas se realizan de esta manera. Lo que le permite a los estafadores borrar los rastros poder beneficiarse de las estafas sin repercusiones legales.

El destino predilecto para actividades ilegales

Gran parte de las actividades ilegales que se realizan y las transferencias tienen destino a Finlandia. Se ha demostrado que al menos 12% de los fondos encriptados ilegales son comercializados en plataformas p2p que tienen como ubicación países nórdicos. Además, el 99% de los fondos se comercializando con Local Bitcoin.

La forma en la que se realizan las estafas son de inversión y responde a esquemas Ponzi. De hecho, se estima que las ganancias de los estafadores han ido en aumento. Puede que durante este 2020 la cantidad de estafas realizadas sea menor por los esfuerzos realizado en el mundo para regular las criptomonedas. Muchos lugares tienen políticas más restrictivas con su uso lo que hace que los estafadores hayan bajado el flujo de sus actividades.

En el mundo entero hay una lucha contra el lavado de dinero que es una de las actividades favoritas de los criminales electrónicos. Pero en este 2020 el tipo de actividad delictiva que realizan ha cambiado un poco. Ahora, con la presencia de la pandemia ocasionada por el Covid-19 algunos estafadores fingen ser parte de organizaciones de salud que recaudan fondos de caridad y piden que los donantes realicen transferencias en criptomonedas como Bitcoin.

Y aunque parezca algo extraño esta nueva medida a rendido muy buenos frutos para los estafadores consiguiendo que sus ganancias sean mayores. Existe la posibilidad que la curva de ganancias se regularice o se detenga con los avances en legislaciones que se están haciendo en el mundo para así conseguir que el ecosistema sea mucho más seguro para todo tipo de usuarios e inversores de gran tamaño.

Redactor didáctico de Blockchain y apasionado por el mundo de las criptomonedas.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
  • bitcoinBitcoin (BTC) $ 11,880.22 1.19%
  • ethereumEthereum (ETH) $ 438.81 4.21%
  • rippleXRP (XRP) $ 0.299564 2.28%
  • bitcoin-cashBitcoin Cash (BCH) $ 297.55 1.82%
  • cardanoCardano (ADA) $ 0.137195 0.96%
  • litecoinLitecoin (LTC) $ 57.57 2.27%
  • eosEOS (EOS) $ 3.38 8.79%
  • stellarStellar (XLM) $ 0.104376 3.59%
  • tronTRON (TRX) $ 0.024041 2.09%
  • moneroMonero (XMR) $ 90.37 0.5%
  • iotaIOTA (MIOTA) $ 0.398909 4.72%
  • neoNEO (NEO) $ 14.95 3.78%
  • dashDash (DASH) $ 93.67 2.34%